VAV architects

plastic lab 6.1 . Ljubljana


VAV architects . fotos: © VAV &  Piotr Klubinski,  © Karola Przybyla,  © Stephanie Misseri

Seleccionamos un lugar tranquilo, sereno y en calma, donde la fusión del río de suave corriente acompañado de un idílico escenario con antiguos sauces a orillas del río, resultó un reto interesante.

















Nuestro objetivo era, a través de la minima yuxtaposición, realzar la escena mediante la adición y posiblemente, la mejora, evitando una interacción intrusiva e inoportuna con lo ya existente.
Por esta razón la selección de material debía ser tal que permitiera una inserción suave con y en el entorno circundante. De ahí que seleccionáramos el plástico. Este material, transparente, de características casi invisibles, posibilitaba la fusión prevista mientras que al mismo tiempo ofrecía rasgos reflectantes y de refracción. Estos rasgos se convirtieron en la esencia y objetivo del proyecto. Mediante el uso de las propiedades reflectantes y transparencia del plástico, creamos un enorme caleidoscopio que actúa como herramienta para captar y explorar las vistas, abajo, arriba y alrededor.
Situamos el caleidoscopio en voladizo sobre el río y también sobre una pequeña escalera en la orilla. Nuestro objetivo era reinventar la función de estos peldaños ya existentes. Anteriormente sólo se utilizaba como acceso al cauce del río, pero ahora se transforma en una funcional zona de estar escalonada. Las personas puede aventurarse debajo de la estructura caleidoscópica y ser recompensadas con las vistas distorsionadas del mundo sobre ellas. La estructura de la cubierta se ha diseñado específicamente para interactuar con la gente desde arriba y desde abajo.
Desde arriba, la vista de la superficie del río bañada por la luz del sol resplandece y se proyecta en la cubierta. El movimiento del agua se refleja en el plástico dando un aspecto casi líquido a la instalación. Al acercarte al caleidoscopio las imágenes reflejadas y distorsionadas de la gente situada debajo se hacen visibles. La yuxtaposición del entorno idílico sobre el plástico se convierte en una experiencia casi surrealista y hace que te cuestiones lo que es realidad y lo que es un simple reflejo.
Desde abajo las vistas se invierten. Los sauces, las nubes a la deriva, la estructura metálica emergente y la gente pasando por encima, observadas desde abajo de la cubierta, se distorsionan a través de la composición caleidoscópica de plástico.
Además, la instalación está en constante cambio. Las horas del día, la estacionalidad y el clima, todos se convierten en instrumentos importantes en la instalación. La transparencia del material asegura que el caleidoscopio se vuelva casi invisible en días grises mientras que, en días claros, iluminado por la luz directa del sol, brilla y resplandece. Por la noche, las luces del tráfico y de los alrededores se proyectan a través de su superficie e incluso se ha previsto la posibilidad de proyectar imágenes y efectos de luz artificial para crear un efecto surrealista. La instalación tiene la capacidad de evolucionar y transformarse en muchas etapas diferentes e interdependientes de sus muchas influencias.
La composición del caleidoscopio esta formada exclusivamente por triángulos. El ritmo y la densidad de los mismos fue diseñada para lograr dos objetivos principales. En primer lugar, la estructura vuela sobre el río y la densidad de su patrón disminuye con la distancia a los soportes. Y en segundo lugar, el observador que interactúa con los efectos del caleidoscopio también influencia el diseño del patrón. Mas denso en lo alto de la escalera, donde la distancia de observación es menor y menos denso, con un patrón mas abierto, cuanto mas te acercas al agua, donde la distancia a la cubierta es mayor y donde el juego de puntos de vista que se experimenta con el contexto circundante también se produce a una mayor escala.
El sistema estructural aplicado fue elegido por su mínimo impacto sobre el medio ambiente circundante. Una vez que la vida útil del proyecto se da por finalizada, se puede retirar sin dejar rastro alguno. Cuatro perfiles rectangulares de acero a modo de columnas se elevaron y fijaron a la estructura de acero de la barandilla existente y el caleidoscopio se colgó de estos pilares con cable de acero atirantando la cubierta.

arquitectos_ VAV architects
Pablo Bolinches Vidal, Darragh Breathnach, Daria Leikina
colaboradores_Valerian Andonis Portokalis,  Xenia Stoumpou,  Stephanie Misseri,  Karola Przybyla, Piotr Klubinski,  Chris Ranson, Celine Cassourret,  Aliki Karanikolas,  Alex Buckeridge,  Patrick Keating Kearney,  Janneke Earl, Matyas Svejdik, Martin Duba,  Dule Kuzmanov, Anastasija Spasovskall,  Elina Polychronidou

nombre_ plastic lab 6.1
lugar_ MEDS workshop. Ljubljana, Eslovenia
material_ río, sauces, escalera, perspex, cinta
área_ 5,3 m
función_ caleidoscopio
fecha_ 05-17 Agosto, 2012

fotos_ VAV &  Piotr Klubinski,  Karola Przybyla,  Stephanie Misseri


0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada