//deAbajoGarcía//

centro sociocultural . reinosa


//deAbajoGarcía// Carlos García Fernández . Begoña de Abajo Castrillo

Bajo la gran cubierta el espacio se desarrolla en continuidad con la plaza del antiguo Mercado de Abastos de Reinosa. Una cubierta que ofrece cobijo, produce sombra e invita a los usuarios a concentrarse bajo ella. El edificio se retira de la calle en su lado Sur y ofrece una plataforma a la ciudad como extensión del espacio que encierra.








Los restos del antiguo mercado se incorporan a la operación como fragmentos de la memoria histórica del espacio urbano que ocupará el nuevo Centro Sociocultural. El suelo pétreo existente y su geometría se mantienen como base sobre la que se apoya la nueva construcción considerándolos trazas de lo que fue y también de lo que será. Asimismo, la piedra de los muros que aún se mantienen en pie se reutilizará para la construcción de los volúmenes compactos que encierran los espacios servidores y organizan la distribución espacial y funcional.
Como un elemento autónomo, la cubierta es una infraestructura que propicia la posibilidad de que múltiples eventos ocurran, tanto de forma espontánea como programada, bajo un mismo techo. Mediante una planta central polarizada por un patio abierto el Centro se organiza de manera centrífuga y las sutiles variaciones en su organización y la materialidad de cada elemento determina la especificidad de cada zona dentro del espacio continuo.
En este nuevo espacio público para la ciudad cada individuo aportará su interpretación y encontrará su lugar en el edificio, de manera colectiva o individual. La gran variedad de situaciones espaciales, EN y EN TORNO al patio, ALREDEDOR del vacío o ENFRENTE del edificio, propicia una gran flexibilidad de usos sin perder la especificidad los diferentes escenarios. Cada usuario decidirá como usar el Centro y los encuentros y negociaciones que se produzcan entre los distintos individuos lo convertirán en un espacio dinámico y lleno de vida.
El patio –IMPLUVIUM- encierra un fragmento de naturaleza en el centro de gravedad del edificio y además de organizar el programa nos habla del tiempo y de las variaciones a lo largo de su curso. En verano el espacio se abrirá para extenderse hacia la calle y al patio mientras que en invierno el edificio se convertirá en una burbuja aislada del exterior que recoge los rayos de sol, la lluvia y la nieve en su centro. Una abstracción del mundo exterior en continuidad visual y física con la ciudad y por tanto un nuevo tipo de espacio público para todos los ciudadanos de Reinosa.

IMPLUVIUM
Centro Sociocultural sobre los restos del antiguo Mercado de Abastos de Reinosa
Concurso. 1er premio.

Arquitectos: Carlos García Fernández y Begoña de Abajo
Colaboradores: Antonio Rincón Hontanar (arquitecto), Miguel Ángel Palencia (arquitecto técnico), Montserrat Zamorano (fotógrafo).


0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada