Carlos Cachón

Telegrama, no tuit

Los defectos en que los habitantes de otros países caen al hablar una lengua extranjera nos suelen poner en la pista de los que nos son propios. Las vocales y consonantes que ellos apenas pronuncian son precisamente las que nosotros tendemos a recalcar en exceso.

Carlos Cachón


0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada